Citas, Consejos, Lenguaje, Libros, Opinión, Ortografía R.A.E., Psicología., Reflexiones

La auténtica “autoayuda” es la tuya.

Auto-. Elemento compositivo prefijo de origen griego, que se une a sustantivos o a verbos y significa ‘de o por sí mismo’. (RAE)

Queda claro ¿no? ¿Entonces por qué se compran tantos libros de “autoayuda”, cuando esa asistencia proviene de otros? ¿No nos damos cuenta de que quienes les ayudamos, de alguna forma, somos nosotros a ellos? Es imposible que por muchos buenos consejos (no lo pongo en duda) que leamos, que recordemos, que sepamos, estos nos sirvan si antes no recapacitamos sobre lo que necesitamos,  y nos ponemos -nosotros solos- manos a la obra. Y para eso hacen falta tres cosas y ninguna es un libro: autoconocimiento, reflexión, y determinación. 

Las personas sufrimos, o creemos sufrir, de muchas carencias a lo largo de nuestras vidas; nos falta, o creemos que nos falta, el amor ideal, la salud perfecta, el trabajo de nuestros sueños o el físico de una estrella de cine… y acudimos como polillas a la luz de los títulos que prometen y meten, para después de metido, olvidar lo prometido. Ningún libro conseguirá que despiertes si no lo haces tú por tu cuenta y riesgo. Y en ese caso, ¿para qué el libro?

Hay excepciones en este prolífico terreno de la motivación, cuyas lecturas proporcionan un buen rato de relajación y exquisitez, que lo cortés no quita -sino impulsa- lo valiente. Véase y léase Lorraine C. Ladish como valioso ejemplo de autoayuda ampliada. Ella se cuenta y te cuenta, y su relato en primera persona es lo realmente importante, así como su cuidada y sencilla escritura. Pero, a mi modo de ver y leer, es (junto a Randy Pausch, también ejemplarizante) la excepción. He leído suficiente para tener una opinión fundada.

¿Quieres buenas citas/consejos para motivarte? ¿Gratis? Aquí mismo dejo algunos. Y, por increíble que parezca, pertenecen a alguien que jamás se creyó polilla, sino la más importante de las mariposas: Donald Trump. Que este ególatra machista me produzca repulsión, no quita para reconocer la valía de sus palabras y su eficacia. Todos tenemos algo bueno; solo es cuestión de creerlo. De creerlo en serio. Nos digan lo que nos digan…

  • A veces perdiendo una batalla encuentras la forma de ganar la guerra.
  • Parte de ser un ganador es saber cuándo suficiente es suficiente. A veces tienes que renunciar a la lucha y moverte a algo más productivo.
  • De cualquier modo tienes que pensar. ¿Por qué no pensar en grande?
  • No existen los atajos para los lugares que valen la pena.
  • Solo trabajo con los mejores; no se trata de los mejores currículos, sino de la actitud correcta.
  • A veces las mejores inversiones son las que no haces.
  • Si se dedica a algo que ama, no tardará en convertirse en un ganador.
  • El éxito no llega de un momento a otro; para lograrlo se necesita de tenacidad y paciencia.
  • Conozca tanto sus posibilidades como sus limitaciones.
  • Sé terco cuando sea necesario: no abandones hasta que hayas agotado todas las posibilidades de éxito.
  • Nada de lo que es grande en el mundo se ha logrado sin pasión.
¿Quieres compartir?Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone

2 comentarios

  1. Manuel

    En serio que son frases dichas por Trump?
    En ese caso es evidente que a sus muchas non virtudes hai que añadir la incoherencia.
    Es muy difícil de encontrar un ejemplo mejor (en Trump) de comportamientos a no seguir.7
    Pero vale.. en este caso apliquemos aquello de que haz lo que digo, no lo que haga.

    1. En serio. Como ves, todos tenemos algo bueno… 😀

Dejar un comentario

Los campos obligatorios están marcados*